Incendios en Madeira amenazan casco histórico. También se repiten ahora en Francia.

Al menos tres muertos en el incendio de Madeira, uno de los doce grandes fuegos activos en el país

 

La isla portuguesa de Madeira se quema. Las llamas de un incendio que se originó en las afueras de Funchal, la capital de este archipiélago al oeste de la costa africana, amenazan con alcanzar ahora el centro histórico de esta ciudad de 120.000 habitantes. El fuego ha causado la muerte de al menos tres personas de la misma familia, que han fallecido cuando las llamas alcanzaron sus casas, según ha confirmado a la agencia EFE el alcalde de la ciudad, Paulo Cafofo. Se han quemado al menos 30 edificios y 300 heridos han tenido que ser ingresados en centros sanitarios, la mayoría por inhalación de humos, informa EFE. Portugal se encuentra en alerta por los incendios veraniegos, con más de 350 focos y al menos doce fuegos de grandes dimensiones que continúan activos, según la Autoridad Nacional de Protección Civil (ANPC) portuguesa.

Las autoridades piensan que el fuego ha sido intencionado. La Policía Judicial de Portugal ha anunciado este miércoles la detención de un pirómano de 24 años relacionado con unos de los focos del incendio que tienen sitiada la capital de Madeira, informa EFE.

El presidente del archipiélago luso, Miguel Alburqueque, se mostró confiado en que los trabajos para sofocar el grave incendio que asedia Funchal puedan avanzar en las próximas horas ante la previsible mejora del tiempo. En una rueda de prensa en la que confirmó que al menos hay tres muertos, todos de una misma familia, y dos heridos graves a causa del fuego. Alburquerque dijo que se espera una situación “más tranquila” a lo largo de esta jornada por las previsiones meteorológicas que apuntan a una bajada considerable de las temperaturas

Se repiten ahora los incendios en Marsella

Los grandes incendios cerca de Marsella arrasan 3.300 hectáreas

Los grandes incendios cerca de Marsella arrasan 3.300 hectáreas

Los incendios que a lo largo de las últimas horas han arrasado 3.300 hectáreas de bosque y matorrales en la región de Marsella, en el sureste de Francia, se encuentran bajo control, aunque con peligro de reavivarse a causa del fuerte viento que sopla en la zona, indicó este jueves la Prefectura.

Tres bomberos resultaron heridos y están hospitalizados, uno de ellos grave, durante las labores de extinción del fuego, que se declaró a primera hora de la tarde de ayer en la localidad de Rognac, cerca de Marsella.

Hasta 1.800 bomberos han trabajado durante toda la noche contra el fuego que esta mañana se daba por controlado, aunque algunos focos se mantienen activos.

Por ello, los aviones despegaron con el amanecer para seguir luchando contra las ascuas en los lugares de más difícil acceso.

El fuego no logró alcanzar Marsella, segunda ciudad más importante de Francia, porque fue detenido a sus puertas cuando se acercaba por el norte.

Peor suerte corrieron los habitantes de otros municipios de la zona, como Vitrolles, donde un millar de personas tuvieron que ser evacuadas, o Pennes-Mirabeau, en el que los habitantes de una decena de barrios tuvieron que dejar sus casas ante la llegada de las llamas, que afectaron a algunas casas.

Vía elpais/lavanguardia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s